Los pederastas buscados ya estaban en prisión

Dos de los tres individuos cuya fotografía fue publicada ayer por la Guardia Civil en su página web, solicitando la colaboración ciudadana, ya fueron detenidos por delitos sexuales vinculados a la pederastia y cumplen condena en la actualidad.Uno de ellos, el de rostro más orondo, nació en Perú y fue arrestado en 2003 en Estados Unidos, país del que tiene pasaporte, y el segundo, moreno y sin barba, fue detenido en Dinamarca en 2006, informaron fuentes policiales.

La aparición de sus rostros en vídeos que circulaban por la Red en los que se abusaba de menores permitió a las policías estadonidense y danesa iniciar sendas investigaciones que concluyeron en la identificación y posterior detención de los dos pederastas.

El detenido en 2003, Joe Louis Sigourney, fue condenado al año siguiente a 20 años de prisión. El segundo, Tom Bjarne Tokeland, fue detenido en su país de origen, Dinamarca, en 2006.

No consultaron los archivos de Interpol

El cotejo de estas fotografías con el archivo de Interpol hubiera permitido a los agentes del Instituto Armado conocer los arrestos de los dos pederastas, añadieron las fuentes consultadas. La Guardia Civil publicó la fotografía de un tercer individuo, que se cree procede de Europa del Este, del que aún se desconoce su identidad.

Por su parte, los Mossos d’Esquadra hicieron pública otra fotografía de un pederasta del que también se desconoce su filiación y que aparecía en el vídeo cuyo conocimiento por parte de los agentes propició una investigación en la que han sido detenidas 26 personas en varios puntos de España. El individuo, probablemente de origen anglosajón, tiene entre 40 y 50 años.

El objeto de la difusión de las imágenes es solicitar la colaborción ciudadana para la localización de los pederastas. A media tarde de hoy, las tres fotos continuaban ‘colgadas’ de la página web de la Guardia Civil, dentro del apartado dedicado a su Unidad de Delitos Telemáticos.

Otras pistas

En la inmensa mayoría de los casos, los agentes parten de pistas mucho menos contundentes que un rostro. A principios de 2005, la Policía española obtuvo, procedentes de Interpol, unas imágenes en las que aparecían varios niños siendo sometidos a abusos. En una de ellas se detectó un ticket, que resultó ser de Cercanías de Renfe, y en otra, una toalla del hospital madrileño de La Paz.

Las pesquisas apuntaron a alguien que reparaba ordenadores y que podría utilizar en sus visitas empresas las terminales de éstas para intercambiar archivos pedófilos.

Una ardua investigación culminó con la detención de un madrileño de 23 años acusado de violaciones a siete niños de entre 1 y 5 años, a otro dos jóvenes, también presuntos violadores de menores, y a otras dos personas, por servirse de las imágenes y actuar de encubridores.

En otra ocasión, el flujo de la información fue inverso. Los agentes españoles reconocieron el himno de Perú en el tono de llamada del móvil del violador y se pusieron en contacto con las autoridades de ese país, concluyendo la operación con el arresto del pederasta.

Relacionado : http://foro.elhacker.net/index.php/topic,201003.0.html

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: